Texto y fotos por Rodolfo Ayala

Sigo sorprendiéndome, a pesar de que ya transcuyó un año desde que soy parte de Turipache Wildlife y de aquel día en que pude hacer mi primera foto de una serpiente en su hábitat natural.
Mi primer impulso fue tomar el macro y acercarme, y con cada milímetro que avanzaba podía notar todas las texturas y las distintas formas de los animales. Me quedaba sin palabras.
He decidido comenzar con esta serie de fotos que capturan los ojos de aquellos animales que la mayoría de personas encuentran terroríficos. Quiero que puedan apreciar toda esa perfección que la madre naturaleza ha creado.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí