Texto y fotos por Omar Martínez

A raíz de la crisis económica ocasionada por el coronavirus, en la ciudad fronteriza de Tijuana, Baja California, un niño tomó la decisión de ayudar a su familia intercambiando sus juguetes por despensa, a fin de ayudar a su mamá, quien dejó de trabajar por la cuarentena.

Un gran cantidad de personas de ambos lados de la frontera acudieron a su hogar para llevarle comida, después de que su historia se hiciera viral en redes sociales.

El niño, de nombre Alexis Ortiz, vive con su madre, una hermana y sus dos buenos en la avenida Televisión de la colonia Juárez.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí